jueves, 6 de enero de 2011

Escondida

Sólo hay una cosa con la que mantengo la esperanza. Una cosa en la que creo firmemente, aunque aún no la haya tocado. Una cosa que sé, tengo la más absoluta de las certezas, que tiene que existir.

Porque si no existe, entonces mi vida no tiene sentido.

2 comentarios:

Litoh ¬¬ dijo...

uhm... me huele a Dios... yo no creo que existe...

metadonico dijo...

Disculpa mi voyerismo bloguero.
Me ha pasado en buscar ese idealismo.
Por ejemplo con una mujer ideal y si existe y está al lado tuyo. ¿pero que pasa si no es lo que esperas?